Piercing microdermal

¿Alguna vez has escuchado del piercing microdermal ? Pues, es una opción muy interesante para los amantes de estos accesorios convencionales como los piercings. Si estas pensando en colocarte una de estas llamativas joyas en tu cuerpo, es importante que conozcas toda la información referente a los piercings.

Una moda con historia

Piercing microdermal

Esta es una práctica que se ha venido realizando a lo largo de muchos años, por diferentes culturas alrededor del mundo. La cual, continúa en la sociedad contemporánea, siendo una moda muy común, utilizada principalmente por los jóvenes.

Desde la antigüedad, el uso de los piercings es una costumbre que está asociada a factores estéticos. Estos, tienen sus comienzos en las sociedades tribales que los usaban en los rituales de iniciación sexual. De igual forma, otras culturas los usaban como una manera para rendir culto a los dioses antiguos.
Por ejemplo en algunas tribus como las de Borneo, los hombres se realizaban perforaciones en los genitales. Otras culturas como las asiáticas, realizan rituales religiosos en donde se perforan las mejillas con piercings, para demostrar su estado de trance.

Igualmente, para los mayas nobles era habitual la colocación de estos elementos como parte de su ritual. Mediante el uso de estas técnicas se pretendía romper los límites del ser humano y alcanzar un estado de superioridad.

Estas prácticas, han perdurado con el transcurrir de los años, recibiendo notables variaciones. En la época de los años 70, esta práctica fue adoptada por el movimiento punk. Quienes empleaban estos elementos decorativos, para expresar su discrepancia con la personas de la sociedad. De esta manera, el uso de piercing, fue pasando a otros colectivos de la sociedad, alcanzando una rápida popularidad.

Actualmente, la concepción del piercing ha cambiado notablemente, convirtiéndose en una moda entre los jóvenes de hoy. Los cuales, utilizan estos objetos como elementos decorativos para dar una mejor impresión y marcar un estilo personal distinto. De hecho, la industria del piercing ha ido creciendo en los últimos años. Esto se debe, a la aparición de nuevas modalidades decorativas como el piercing microdermal.

¿Cómo son los piercings actualmente?

Piercing microdermal

Ante la aparición de nuevas técnicas y objetos decorativos, el uso de los piercings se ha vuelto cada vez más común en la sociedad. El diseño varía de acuerdo a la zona en donde se desea colocar este objeto decorativo. Algunos piercings constan de esferas grandes, las cuales son colocadas generalmente en las orejas. Otros, están elaborados con joyas lujosas y pequeñas que le dan un toque elegante a estos objetos. Siendo los piercings, los más usados por las mujeres para proyectar una imagen más atractiva y mejorar su apariencia.

La evolución en el diseño del piercing, asegura un futuro prospero, para las industrias que se encargan de comercializar estos objetos. Lo que garantiza la continuidad de esta popular moda, que ha venido perfeccionándose con el pasar de los años.

¿Qué es un piercing microdermal?

Piercing microdermal

Se trata de un tipo de piercing que se ha vuelto cada vez más común en la moda actual. Esto se debe, a que marca una pauta distinta en la tradicional manera de hacer piercings. Además, son relativamente fácil de hacer y se pueden ocultar de forma práctica, sin necesidad de quitarlos completamente. El tamaño de estos piercings, así como la técnica utilizada, permite que estos puedan ser colocados en casi cualquier parte del cuerpo.

Generalmente, existe una gran variedad de tamaños y estilos de joyas, que permiten personalizar el aspecto de estos implantes. Sin embargo, el diseño es básicamente similar en todos, el cual consta de un ancla y una parte superior adaptable. Esta ancla, tiene agujeros en su base para permitir que la piel crezca a través de él. De esta forma, se logra adjuntar literalmente la pieza al cuerpo para que el piercing no se mueva.

Diferencia con los piercings convencionales.

Piercing microdermal

La principal variante del implante microdermal con los que generalmente se usan, es que estos no atraviesan la zona del cuerpo. Es decir, no entran por un extremo y salen por otro, como lo es el piercing en la oreja o el de ombligo. En vez de esto, el implante microdermal tiene una base fija que se coloca debajo de la piel y se adhiere cuando esta cicatriza. Lo cual, le da un aspecto muy interesante a este tipo de piercing, una vez que es colocado en el cuerpo.

 Anclajes del piercing microdermal

Piercing microdermal

Estos anclajes se realizan con frecuencia de titanio, ya que este material es más resistente que el acero y evita problemas de infección. Además, es un material que pesa poco, lo cual previene que el tejido que rodea el implante sea debilitado. De igual forma, permite una curación rápida sin presentar riesgos de infección o rechazo por cuerpo.

La parte superior está diseñada para que la otra pieza pueda ser adaptable, lo cual es muy práctico. Ya que si se desea ocultar el piercing, solo basta con desmontar la pieza superior, que generalmente son pequeños.

 Procedimiento para la colocación

Piercing microdermal

Como se ha citado anteriormente, este tipo de piercing se coloca dentro de la piel, mediante el uso de un anclaje. Este método es menos doloroso que los tradicionales y representa una alternativa para las personas con poca tolerancia al dolor.

Esta técnica es bastante sencilla, se debe limpiar previamente la zona donde se va a colocar el implante. Luego se marca la piel, para tomarla con unas pinzas y perforar con mucho cuidado la zona marcada. Para esto, se puede emplear una aguja o un punzón dérmico. Una vez que se realiza la perforación se introduce la pequeña pieza debajo de la piel. Dejando en la superficie, la punta sobresaliente que es la parte donde se coloca la joya del piercing. Posteriormente, se manipula suavemente la pieza y se ajusta en su lugar debajo de la epidermis. De allí, es donde proviene el nombre de piercing microdermal.

Para finalizar el procedimiento, solo queda limpiar bien la zona de incisión y dejar que la herida cicatrice correctamente. Esto puede tomar un tiempo aproximado de 3 meses, tiempo durante el cual se deben aplicar los cuidados respectivos. De esta forma, el cuerpo puede cicatrizar con la base de metal debajo de la piel, dejando solamente una pequeña punta sobresaliente.

Una de las ventajas que ofrece este procedimiento, es que se puede colocar en casi cualquier parte del cuerpo. Razón por la cual, se ha vuelto muy popular en los últimos años, permitiendo combinarlo y personalizarlo de diversas maneras.

¿Es doloroso?

El dolor es una sensación relativa distinta en cada persona, en la que algunos soportan un nivel de dolor más fuerte que otros. El implante de este tipo de piercing también supone un dolor para las personas, debido a que no se aplica anestesia. No obstante, el grado de dolor es más bajo que otros y por un tiempo muy corto. Lo cual hace de esta experiencia un proceso muy rápido en el que solo sentirás una pequeña incisión.

Es importante entender que como todo lo referente a los piercings, el dolor depende de varios aspectos. Entre los cuales, el más importante es la zona donde se escoja realizar el orificio en la piel. Generalmente, este tipo de piercing microdermal, suele ser más doloroso en aéreas donde la piel es muy fina o se encuentre menos masa blanda. Es por ello, que se recomienda escoger una zona, donde el dolor pueda ser más tolerable y así evitar inconvenientes.

Riesgos sobre la salud

Cabe agregar que el piercing microdermal en comparación a los demás, es relativamente más seguro gracias a su procedimiento sencillo. Sin embargo, puede ocasionar algunos riesgos al bienestar de las personas.

Entre los riesgos más comunes están, infecciones por falta de higiene y el rechazo del organismo al implante. En resumen, esta modalidad es más segura que otras modificaciones corporales que muchas personas realizan.

Combinaciones alternativas

Piercing microdermal

Una de las opciones que brinda esta modalidad de piercings, es la posibilidad de realizar diversas combinaciones. Las más comunes entre este tipo implante, es la combinación con tatuajes.
De esa manera, se pueden diseñar dibujos con joyas insertadas que le dan una apariencia muy resaltante. De igual manera, se pueden elaborar formas compuestas por varios piercings de este tipo que le dan un aspecto único.

Estas son una de las razones por las que hoy en día este tipo de implante es tan popular entre las personas. Lo que hace del piercing microdermal, una opción muy frecuente por quienes buscan realizar algún tipo de modificación corporal.

Calidad y precio

Resulta importante conocer la calidad del material del implante antes de comprarlo y colocarlo. Es recomendable asegurarse que sea de titanio, un material más adecuado y resistente para este tipo de implante.

El precio varía en relación al tipo de material y la joya que se elija para el piercing microdermal. Si el diseño comprende alguna piedra de valor el costo puede ser muy elevado. Por lo que debes prestar mucha atención al tipo de joya que deseas para tu piercing.

Se pueden remover

Este tipo de piercing deja una marca más notable que los normales. Pero si deseas removerlo, es posible hacerlo sin problema alguno. Para esto, debes acudir a un local de piercing y pedir que lo retiren, ya que debe ser realizado por una persona especializada.

Luego de haber retirado la pieza base del piercing, debes aplicar los cuidados higiénicos respectivos durante los siguientes días. Con esto, garantizas una correcta cicatrización de la zona. En muchos casos, es posible que perdure una pequeña cicatriz, que debes tratar con una crema reparadora de la piel como el Bepanthol.

 Cuidados y recomendaciones

  • Requiere de una manipulación muy cuidadosa, ya que se deben cumplir ciertos requisitos de higiene para colocarlo. Es por ello, que se recomienda desinfectar con un algodón la zona a perforar y sus alrededores. De este modo, se previenen posibles complicaciones de infección futuras que puedan afectar la salud de las personas.
  • Utilizar herramientas previamente desinfectadas y que permitan manipular de mejor forma la pieza. Para esto, es recomendable utilizar unas pinzas, pues al ser una pieza tan pequeña a veces no se puede enroscar con las manos.
  • Evita las aéreas articuladas como los codos, muñecas o tobillos que puedan limitar tus movimientos y representar un problema. Además, es importante tener mucho cuidado con las zonas que sean propensas a recibir tirones de ropa o enganches.
  • Aplicar una limpieza diaria a la área donde se realice el implante. Esto evita que se pueda contraer una infección y que la herida pueda cicatrizar de manera más rápida, en poco tiempo.

 Marca la diferencia

Piercing microdermal

Prueba esta nueva modalidad que está emergiendo en el mundo de los piercings. Siendo cada vez más popular entre las personas que adornan sus cuerpos con estas joyas y personalizan su imagen. Es una manera única de marcar la diferencia y crear un estilo propio en las personas que le gusta ser originales.